Acción A1

INVENTARIO, IDENTIFICACIÓN DE PELIGROS Y EVALUACIÓN DE RIESGOS DE LAS FUENTES NATURALES DEL CAMINO INGLÉS

QUÉ

Se adaptará al caso de las fuentes naturales la metodología descrita en la guía “Water Safety Planning for Small Community Water Supplies“, publicada en 2011 por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

CÓMO

A continuación se detallan las principales tareas a llevar a cabo para poder desarrollar y aplicar un plan de seguridad del agua (PSA) en cada una de las fuentes:

TAREA 1: involucrar a la comunidad y formar un equipo multidisciplinar. La primera fase del desarrollo será la identificación e incorporación al equipo de trabajo de aquellos vecinos con un conocimiento profundo de la fuente y de su entorno. El resto de los integrantes serán parte del staff técnico del proyecto. Además, se contactará con cada uno de los ayuntamientos afectados para conseguir su implicación desde el primer momento.

TAREA 2: describir el sistema de abastecimiento. Esta tarea tiene por objeto construir los esquemas de las instalaciones, desde la captación al punto de expedición.

  • Nivel de uso. Como medida de la importancia de la fuente, se intentará estimar el número de usuarios habituales entre la población local y los eventuales por parte de los peregrinos.
  • Gestión y mantenimiento. Se identificarán a los actuales gestores de la fuente (ayuntamiento o comunidades de vecinos) y se detallarán las principales actuaciones de mantenimiento que se llevan a cabo.
  • Elementos del sistema y características de las instalaciones. Se procederá a la inspección técnico-sanitaria de los principales elementos que componen el esquema (toma de captación, conducción y punto de suministro) y sus medidas de protección.
  • Principales presiones existentes en el entorno de las cuencas vertientes de los manantiales. Se informará de los posibles focos de contaminación conocidos.
  • Aforo y calidad de las aguas de los manantiales. Como medida objetiva de la cantidad y calidad del recurso se registrarán en dos campañas (en épocas de mayor y menor avenida) la medida de caudal, la calidad de las aguas conforme a los parámetros recogidos en la Directiva 98/83/CE y la presencia de parásitos patógenos protozoos.

TAREA 3: en base a la información anteriormente recabada se identificarán los posibles peligros y sucesos peligrosos para, posteriormente, estimar su nivel de riesgo.

Así mismo, se indicará la importancia del evento determinando en qué medida es necesaria la atención y mejora: “muy importante”, “importante” o “menos importante”

TAREA 4: se definirán y valorarán económicamente las actuaciones de mejora propuestas (obras de adecuación de las instalaciones) para alcanzar la seguridad del suministro de agua.

Por último, en función de múltiples factores (principalemente: nivel actual de uso, ubicación y viabilidad técnico-económica) se escogerán las fuentes que serán objeto de recuperación en la red piloto. La propuesta a modo de ANTEPROYECTO será expuesta a los agentes implicados y una vez aprobada será utilizada para obtener las autorizaciones pertinentes.

CUÁNDO

Los trabajos diagnósticos se llevarán a cabo durante el primer año del proyecto.