Aluminio

El aluminio es el elemento metálico más abundante y constituye alrededor del 8% de la corteza terrestre. Una concentración residual alta puede conferir al agua color y turbidez no deseables. Hay escasos indicios de que la ingestión de aluminio por vía oral produzca toxicidad aguda en el ser humano, a pesar de la frecuente presencia del elemento en alimentos, agua de consumo y numerosos antiácidos. No puede calcularse actualmente un valor de referencia basado en efectos sobre la salud para el aluminio.

El aluminio es un parámetro del grupo de los indicadores. En el Real Decreto 140/2003, tiene un valor paramétrico de 200 μg/l. El Valor recomendado para calificar un agua como no apta para el consumo es: 1.000 μg/l.